El PP est dispuesto a aceptar el ‘toque de queda’ si es «homogneo» y lo promueve el Gobierno


Los barones ‘populares’ piden que lo impulse Sanidad y que sea igual para todas las comunidades autnomas

El l

El lder del PP, Pablo Casado, con la portavoz parlamentaria, Cuca Gamarra (izqda.), y la vicesecretaria general de Polticas Sociales, Ana Pastor.
DAVID CASTRO

Las cinco comunidades autnomas gobernadas por el PP aguardan expectantes la reunin del Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud que se celebrar este jueves a las 16 horas, de manera telemtica.

En esa reunin, el Ministerio de Sanidad les presentar a las 17 regiones una nueva versin del borrador con los nuevos indicadores homogneos para combatir la pandemia y, adems, se discutir la posibilidad de establecer restricciones adicionales, sin descartar el toque de queda que puso sobre la mesa la Comunidad de Madrid.

Las fuentes de las baronas del PP consultadas por EL MUNDO coinciden de manera unvoca: le toca al Gobierno mover ficha. Para Castilla y Len, la Comunidad de Madrid, la Regin de Murcia y Galicia, es Salvador Illa el que tiene que proponer la medida y aprobarla en base a unos indicadores que sean idnticos y automticos para todas las comunidades, sin hacer «trajes a medida» como el del estado de alarma madrileo.

La vicesecretaria general de Polticas Sociales del PP, Ana Pastor, ha marcado la posicin nacional de los populares: «Reclamamos al ministro Illa, como autoridad sanitaria de nuestro pas, que establezca criterios homogneos y claros, basados en informes tcnicos, para responder a la situacin de la pandemia. Basta ya de mirar para otro lado».

El PP quiere que Illa explique este jueves qu datos maneja para considerar el toque de queda como una posibilidad: «Cuntas fiestas nocturnas clandestinas hay, cuntas denuncias, qu datos… Que se moje y proponga algo l, sin pedrselo siempre a las autonomas». «Hay que tomar medidas para que haya menos movilidad; el toque de queda depender de cmo se articule, pero lo tiene que proponer el Ministerio», agregan en Gnova.

Sin embargo, el PP no se moja sobre si apoyara el estado de alarma que ira aparejado -segn el Gobierno- al toque de queda: «No nos podemos pronunciar sobre algo que no existe; ni hemos pedido el estado de alarma ni pedimos el toque de queda. Slo pedimos que el Gobierno proponga medidas alternativas, nada ms».

«Colectivos profesionales»

En la Comunidad de Madrid, que es la que ha iniciado la discusin, tambin rechazan el «debate» sobre un nuevo estado de alarma. «Nosotros no hemos hablado de eso, sino de las recomendaciones de colectivos profesionales», relatan en el entorno de Isabel Daz Ayuso. «Si el Gobierno lo puede apoyar con alguna herramienta jurdica intermedia como las que prometi Carmen Calvo en mayo, perfecto», agregan.

La franja de edad entre 15 y 24 aos es la que tiene actualmente una mayor incidencia acumulada de contagios en Madrid en los ltimos 14 das: 582 por cada 100.000 habitantes, muy por encima de los 409 de media de la provincia. «Y las denuncias por botellones y fiestas ilegales se han multiplicado», denuncian en el ejecutivo regional.

Hay que recordar que el trmino especfico «toque de queda» no est contemplado en el ordenamiento jurdico espaol, pero tanto la Constitucin como la Ley Orgnica 4/1981, de 1 de junio, de los estados de alarma, excepcin o sitio, s contemplan la limitacin o restriccin de movimientos de la poblacin.

Los expertos constitucionalistas explican que el trmino toque de queda es una expresin coloquial, sin profundidad jurdica, empleada para limitar los movimientos de la poblacin en determinada franja horaria.

Primero, criterios

Y el presidente de la Xunta de Galicia, Alberto Nez Feijo, no le hace ascos a eso, siempre que se acote sanitaria y jurdicamente: «Si sabemos qu se entiende por toque de queda, quizs en algunos lugares de Espaa sea una buena prctica, en funcin de la incidencia. Pero primero establezcamos unos criterios y luego adaptemos la medida a esos criterios», ha dicho.

«Lo primero que tenemos que hacer, para no improvisar, es ver cules son los requisitos para hablar de toque de queda. Es impedir que la gente pueda estar en la calle? Es cerrar los establecimientos entre una hora y otra? Son las dos cosas a la vez? Es hacer eso donde la incidencia supere los 500? O 250? No me gustara sumarse a una enorme confusin que existe en este pas. Esto no est protocolizado para todo el pas», ha explicado.

En Murcia, como en Galicia, tienen «dudas» de que una comunidad autnoma «tenga competencias» para decretar medidas similares a lo que se entiende por toque de queda, por lo que reclaman una legislacin a ese respecto.

El presidente de la regin, Fernando Lpez Miras, ha asegurado que el toque de queda «es una decisin que debe tomarse a nivel nacional, con consenso. No podemos entrar en el debate de qu autonomas entran en el toque de queda y cules no». «Hay que aunar criterios comunes en base a los cientficos», ha aadido.

Medidas «intermedias»

La Junta de Castilla y Len ve «con buenos ojos» el toque de queda, segn fuentes cercanas a Alfonso Fernndez Maueco, presidente regional. La consejera de Sanidad, Vernica Casado, ha defendido que medidas «intermedias» como el toque de queda pueden tener un «impacto positivo» en la lucha contra la pandemia, sobre todo para evitar decretar el estado de alarma.

En Andaluca, Juanma Moreno Bonilla ha anunciado que aprobar nuevas medidas el viernes. Fuentes de la Junta aseguran que esperan que Illa plantee medidas de «coordinacin» en el Consejo Territorial.

«Es fundamental que se adopten medidas consensuadas para evitar la transmisin del virus» pero recordando que «estas medidas tienen que nacer de los tcnicos, no de los polticos, e incluir todos los posibles escenarios e indicadores para una respuesta efectiva y coordinada», dej dicho el consejero de Salud andaluz, Jess Aguirre.

Conforme a los criterios de

The Trust Project

Saber más





Source link